EP127

De Wiki Instituto Calasancio
Saltar a: navegación, buscar


Carta 127 (AG 130)

Getafe, 16 de enero de 1890.

M. ANGELES GONZALEZ LEON

Sanlúcar de Barrameda

J.R.S.E.N.C. y N.A.E.S.S.A.

En el Capítulo sobre el deber de la Maestra de Novicias, Artículo 8º, dice al terminar: «Excepto el Director o la Superiora, cuando así lo creyesen necesario o conveniente.» ¿Querrá esa infeliz quitarme esas atribuciones que me dio S. Emma. y que ahora tienes tú también según el Artículo transitorio sobre el Gobierno de la Corporación? Quiere que se le apliquen los principios de Gobierno por la última causa que cita el Artículo 8º de los mismos.

¡Que vea lo que hace y no se deje cegar de la soberbia! ¡Ya me hace arrepentirme del primer perdón que le concedí! ¡Que no lo espere ahora! Con un Oficio a Sevilla y otro a ésa tengo lo bastante para aligerarla del peso de ese hábito que tanto le pesa y dejarla en la corriente para que se refresque.

A ti y a las demás Moderadoras os mando terminantemente en nombre del Señor me digáis en el improrrogable plazo de todo el corriente mes de enero si ha dado satisfacción y si se enmienda; para de lo contrario proceder yo como es mi deber.

Dolorosísimo me será, como me lo ha sido el saber la solemne e ignominiosa expulsión de una profesa, en una Comunidad ya antigua y aprobada por Roma, cerca de ésta... Perezca el miembro, no el Cuerpo... Grandísimo será el escándalo; pero que lo lleve sobre su alma.

Las Instrucciones puedes mandarlas como las primeras.

Para otra vez mira bien lo que pones en las invitaciones o cómo las corriges, lo mismo que todo lo que se imprima o escriba para fuera... imprevistas.

A propósito: «D. Julián, que te acordaste de ordeñar la cabra y no de mandarle invitaciones de exámenes y de bendición de clases...» Pasé muy bien el día de ayer con todos, que os saludan.

Me alegro de la mejoría de todos los de casa Angulo.

Lo de Dª Trini es erisipela=iBelladona y Belladona! También pudieran ser orejones que acompañan a veces al trancazo; entonces, Acónito y Belladona con Mercurio o mejor Pulsatila y Mercurio. No la dejes levantarse. Que le recojan toda la ropa, si no con sus valentías tendrá mal desenlace.

Díselo de mi parte; por lo que puede valer el parecer de Periquillo en casa ajena.

Tú, aplícate las medicinas que te tengo dicho y a las demás lo mismo en casos análogos.

¿Te figuras que tocarán por mí a muerto en ésa?

¡Quiá! En caso repicarán o echarán las campanas a vuelo.

Ni por el General lo harán muriendo en ésa. ¡Cuánto menor por la última carta de la baraja!

Ya dije en mi anterior que el nombramiento de Sor Concepción es por oficio, que le mandaré cuando pueda; que ahora tengo muchísimo que hacer; pero que esto le sirva ya de Autorización, hasta que llegue aquél.

Los demás, no; pero los apruebo como hechos por mí mismo y así quiero se respeten y cumplan.

Más todavía: Te autorizo, y quiero lo sepan las Profesas, para hacer cualquier otra variación en los Oficios o cargos, según creas más conveniente en el Señor y más útil a la Corporación. Y que sepa la... la... A. que me fundo, en que estoy autorizado para todo lo que conduzca al mayor bien de la Corporación y hasta para lo que dice al último, por consiguiente, el Decreto de Aprobación de las Reglas.

Guarden absoluto sigilo o secreto sobre la medicina de la diabetes, que algo os ha de valer.

Las botellas te dije fuesen como las del agua de Loeches, si mal no recuerdo; pero a personas, como ésas, no hay cuidado, que ellas corresponderán.

Os bendice

Hasta hoy no hemos abierto las clases por el dichoso dengue. Ya, gracias a Dios, hay muy poco.