EP579

De Wiki Instituto Calasancio
Saltar a: navegación, buscar


Carta 579 (AG 586)

Sanlúcar de Barrameda, 9 de agosto de 1912

M. JULIA REQUENA GARCÍA

Monóvar

A. h. en Ch.: ¡Loado sea Dios! Iban las cosas sin contradicción notable y era preciso fuese grande y manifiesta.

Siento de veras lo de Joaquina, pero Dios es muy sabio y justo y burla la hipocresía, hija legítima de una soberbia muy refinada, por más que oculte. Esa, aunque se curase, acabó para la Corporación. Terminado el plazo de profesión temporal, ya no se le puede autorizar a renovar los votos.

Lo que no descubrió la perspicacia humana, lo puso de relieve la sabiduría o justicia divina.

He recibido cartas de Daimiel, contestación a las mías. Dice D. Tiburcio que para el 12 o 14 podrán estar allí dos Religiosas. Que se manden fundas de colchones... y cacharros de cocina. Que no les faltarán colchones para dormir. Que las cámaras están blanqueadas y para entonces ya secas. Que el mismo diputado provincial por Daimiel sacará la licencia del gobernador y D. Daniel Moreno, el Cacique, o notario añade: que la ley del Condado no habló con vosotras, antiguas y reconocidas ya por el gobernador que admitió vuestras inscripciones, si no con la creación de otras Corporaciones nuevas sin permiso del Gobierno. Que no hay por qué hablar de eso, que es un exceso de legalidad.

Por tanto, dispón lo que quieras, que pienso salir el 12. Si nada me dices, seguiré a Getafe; porque, ¿a que ir solo a Daimiel? De Getafe se mandará el dinero que se necesite para pagar lo que se deba y haga falta. Que avises a D. Tiburcio el día en que deban llegar las Religiosas y las instruyas en lo que deban hacer.

No puedo más ni me ocurre cosa alguna que yo no te haya dicho. Aquí he indicado mi deseo de que las que puedan y tengan disposición al efecto, aprendan lo que puedan, como piano, dibujo, etc. En tal caso, creo a Sor Amada, Trinidad, Ángela, Manuela. Ven que hay cierta oposición en M, Inmaculada, pero ¿quien es ella para que se oponga al bien de la Congregación? Ya que no entran formadas, como en otras Corporaciones, deben formarse, so pena de vivir siempre de prestado y nunca levantar cabeza.

Que al menos tengan algunos principios para, si después tuviesen tiempo y afición, puedan perfeccionarse...

Veo cierta sombra de amor propio, falta de humildad y una tendencia censurable a matar iniciativas o buenas disposiciones... Ya no me dejan seguir.

Os bendice.

El Sarra